Tratamientos para Cabellos Desfibrados

Tratamientos Capilares de Cabellos Desfibrados

Restituyéndoles la salud

La melena de una mujer es su corona, por eso, su salud es fuente de preocupación; cuando está maltratada y con las puntas abiertas, se ve opaca y sin brillo logrando que ningún corte o peinado tenga éxito. La buena noticia es que con los tratamientos para cabellos desfibrados adecuados, es posible nutrirlos de nuevo, devolviéndoles la vitalidad. A la sazón, proporcionarles la necesaria atención e hidratarlos continuamente es importante. El pelo se forma por escamas, llamadas cutículas, superpuestas a semejanza de las tejas de una casa. Si mantienen la posición correcta, todas bien alineadas con respecto a sus vecinas y están cerradas, resultan impermeables, el interior se encuentra resguardado. No obstante, los agentes dañinos actúan rompiendo la hermeticidad y entonces la humedad escapa. La deshidratación así producida afecta a la elasticidad y el vigor de las hebras, haciéndolas débiles y frágiles.

tratamiento cabellos desfibrados

El desfibrado o pérdida de la cutícula ocurre por dos tipos de causas:

  • Externas: incluyen una exposición continua a los rayos del sol, la contaminación ambiental, el agua de mar, el cloro de las piscinas y a los procedimientos químicos agresivos que se le aplican; principalmente, tintes, alisados y permanentes. Aunque el champú, el ondulador, el secador y la plancha, también afectan.
  • Internas: entre ellas encontramos una dieta no balanceada o con pocos nutrientes, una vida llena de preocupaciones, ciertas enfermedades, problemas genéticos u hormonales y la edad. Con los años se pierde la queratina, escudo fuerte que constituye la cutícula y protege el pelo de los elementos externos, ya sean atmosféricos o resultado de acciones cosméticas.


¿Qué hacer con un cabello desfibrado?

Lo primero es identificar y eliminar la causa. Si no tiene un origen médico, con tratamientos apropiados es factible, en la mayoría de los casos, revertir el proceso. Elimine aquellas conductas que representan un riesgo a su melena y utilice solo los productos que esta requiera. Las cremas con queratina animal o vegetal se consiguen en el mercado. Su uso repone, en cierta medida, la que ha ido desapareciendo con el paso del tiempo, recomponiendo la superficie lisa. Si va a exponerse a condiciones climáticas adversas o equipos de calor resguárdelo con productos térmicos o con filtros para rayos ultravioletas. Asimismo, existen tratamientos muy útiles que se aplican en el salón de belleza, específicos al origen del inconveniente.
El calor abre las cutículas por tanto, trate de evitarlo al realizar el lavado. En cualquier caso, haga un último enjuague con agua fría, como aconsejaban nuestras abuelitas; de modo, que vuelvan a cerrarse. De igual manera se puede proceder durante el secado, aplicando al terminar aire frío por unos minutos.Una excelente opción es disponer de un aceite de calidad que selle las puntas. Los mejores son preparados en base a la oliva y el argán, plantas con propiedades reconstructivas que reparan y nutren el cabello desfibrado. Su alto contenido de antioxidantes, ácidos grasos y vitamina E es fundamental para conseguir una melena sana y brillante.